Calle Nacional (1ª-4ª)

Avenidas 12 Oriente 1000 y 14 Oriente 1200-1600

Página 264 (Vol. I)


La cuarta capilla del Viacrucis de San Francisco, que rememora el encuentro de Cristo con su madre, estuvo abandonada durante la primera mitad del siglo XX. Posteriormente fue utilizada como taller de herrería hasta la década de los 80, cuando volvió a su vocación de culto, dedicándose a la virgen de la Esperanza Macarena, patrona de los toreros. El exterior se mantiene sin grandes cambios: sobre la avenida 14 Oriente el acceso lateral continúa cegado y se conserva parcialmente la tapia del vano derecho; se integró además una escultura de cantería gris alusiva a la virgen de la Macarena, en el nicho. La foto antigua de la capilla muestra que en una época le fueron colocados anuncios, posiblemente por el cambio de uso ya comentado, pero pese a ello la composición arquitectónica y ornamental se mantuvo. Hoy se ha añadido, en el lateral izquierdo, una estampa en mayólica de la virgen de la Macarena. El auge turístico que han tomado las capillas del Viacrucis durante la Semana Santa, ha permitido su mantenimiento como parte de los programas municipales y estatales de imagen urbana.
Véase también:
Viacrucis de San Francisco

Ubicación